Lo de consultar las decisiones con la almohada es un clásico básico que hay que ir actualizando, porque eso de dar vueltas y vueltas a la almohada es bastante cansado y, dependiendo de cuál estemos usando, un gesto totalmente innecesario.

Sin embargo, si te haces con una almohada fresca, que ayude a alinear tu columna y a aliviar los puntos de presión en la cabeza y el cuello, consultar a tu almohada puede convertirse en una actividad casi casi adictiva.

 

Disipar el calor

 

Porque ya sabemos lo que ocurre en verano o en esas noches de no pegar ojo y andar dando vueltas en la cama: que el calor acaba siendo otro elemento más que dificulta coger el sueño. ¿Sabías que la temperatura es uno de los factores principales que hacen que el ciclo del sueño se interrumpa? Pues así es. Por eso es importante que los dormitorios estén bien ventilados y vuenten con los sistemas necesarios para mantener una temperatura entre 19 y 22 grados centígrados, según los expertos. Y por eso, también es muy importante que te asegures que tu almohada disipa el calor.

 

En Loverty, hemos creado Loverty Cloud, una almohada viscolástica duradera, indeformable y supersuave, que disipa el calor y transmite frescor y ligereza. La tecnología que hemos aplicado en ella también tiene muy en cuenta su adaptación a la zona cervical y a la cabeza, y eso la diferencia de las otras almohadas.

 

Fibras naturales

 

Las fibras naturales cuidan de la naturaleza porque su reciclaje es mucho más sencillo, pero también cuidan de ti. Son fibras que transpiran y facilitan la circulación del aire, que tienen propiedades higiénicas y un tacto muy suave.

 

La funda de la almohada viscolástica Loverty Cloud es de poliéster y está tratada con Lyocell. Este es un tejido desarrollado con fibras naturales y sintéticas, que se confeccionan a partir de la pulpa de madera. Todo el proceso productivo es ecológico y las materias primas proceden de árboles de agricultura sostenible y certificada FSC. Además, es un revestimiento higiénico, ligero, fresco, transpirable y que, incluso, absorbe la humedad. También tiene propiedades antibacterianas y antiestáticas.

 

Además de todo eso, nuestra almohada viscolástica se ha confeccionado a partir de un diseño exclusivo para adaptarse a tu cuerpo. El núcleo de esferas se incorpora a una nueva formulación de viscolástica de célula abierta 50D. Por eso, la sensación es que tienes entre tus manos una almohada densa y a la vez muy suave, que minimiza los movimientos mientras duermes y que te ayuda a descansar mejor.

 

Materiales 100% reutilizables

 

Es importante que la huella de nuestro paso por el mundo sea lo menos dañina posible. Nuestro planeta necesita de un cuidado que se ha convertido ya en una emergencia y esto lo tenemos muy presente en Loverty. Contar con materiales 100% reutilizables es una apuesta por la salud global y por el futuro de las personas que habitamos y habitarán la Tierra, por eso, todos los materiales utilizados en la fabricación de la almohada viscolástica Loverty Cloud son 100% reutilizables.

 

Si te ha gustado nuestra almohada viscolástica, te invitamos a conocer también nuestros edredones y protectores en la tienda on line. ¡Descubre el placer de un buen descanso!